Saturday, March 05, 2005

La bendición del día


Van Eyck. El matrimonio Arnolfini.


Pájaros y algarabía.
Abro este archivo a las siete y diez de la mañana
y me saludan los felices Arnolfini.
En las ramas que se divisan desde su apacible habitación,
hay flores que deben ser espléndidas.
Al lado de su bella esposa,
y ya sin sus elegantes zapatos de viajero,
Giovanni Arnolfini nos da eternamente
la bendición del día.

4 comments:

claudia said...

... y el misterioso espejo devolviendo la imagen desde otro lugar, ¿está Van Eyck ahí?

Altazor said...

Está y nos mira, y te mira, Claudia.

Un saludo,

Altazor

RomRod said...

el cuadro está lleno de símbolos, la firma del autor en la pared, el espejo, la lámpara con una vela, los zapatos a un lado, hay un buen análisis en http://cv.uoc.es/~991_04_005_01_web/fitxer/perc48.html

saludos!

Altazor said...

Gracias por el link. Muy bueno.

Saludos,

Altazor